Cultura
4° ENCUENTRO DE TRABAJO Y CULTURA | Los desafíos en el campo popular latinoamericano
4° ENCUENTRO DE TRABAJO Y CULTURA | Los desafíos en el campo popular latinoamericano

2021-11-05

Con Evo Morales, Sergio Palazzo, Hugo Yasky, Tristán Bauer y María Seoane

Noviembre 3

Sergio Palazzo participó del 4° Encuentro de Trabajo y Cultura para reflexionar sobre la actualidad de la realidad latinoamericana y los desafíos que presenta para el campo popular.

Fue organizado por el Centro Cultural Kirchner y la Intersindical de Cultura RADAR y contó con la participación, además, de la periodista y Directora General de Contenidos de la revista Caras y Caretas, María Seoane (Grupo Octubre-SUTERH); el Secretario General de la CTA, Hugo Yasky; el Ministro de Cultura, Tristán Bauer y el ex Presidente del Estado Plurinacional de Bolivia Evo Morales.

En primer lugar María Seoane destacó la importancia del sector trabajador en la disputa de sentido en el campo cultural: “No hay posibilidad de resistencia, de libertad, de tradición cultural, de construcción de un pueblo libre, de una Argentina más justa, sin el movimiento obrero. La construcción de una cultura, de una recreación de la cultura del movimiento obrero es una autodefensa de los trabajadores”.

Hugo Yasky celebró la presencia de Evo Morales en el encuentro y dijo: “Cada vez que gobernó la derecha hubo algo que les hizo temblar el piso y fueron los movimientos populares que construyeron tiempos de resistencia que posibilitaron volver a tener un gobierno popular”.

Por su parte el Ministro Tristán Bauer recordó el golpe de estado contra el gobierno de Evo Morales“Perdón a vos y a tu pueblo, el gobierno de la  Argentina (bajo la Presidencia del Ing. Macri), envió gases lacrimógenos, municiones, para reprimir y para asesinar a tu pueblo”.

A su turno, Evo Morales  señaló que la lucha es quién controla los recursos naturales. “Los recursos naturales son de los pueblos, bajo la administración de los estados, o son de los privados bajo el saqueo de las transnacionales...”.

En su intervención nuestro Secretario General recordó el primer Encuentro de Cultura y Trabajo, “Estábamos sembrando la semilla de resistencia al neoliberalismo de Macri y lo hacíamos a través de un espacio de cultura de las organizaciones sindicales…”.

Expresó su orgullo por compartir al lado de Evo Morales a quien buscaron quitarle el poder a través golpe de estado “…no hay golpes blandos y duros son atentados contra la democracia y todos los atentados son violentos porque violentan la voluntad popular y es lo que quisieron hacer con Evo…”.

Al coincidir con María Seoane que la cultura neoliberal es una cultura de dominación, Palazzo señaló que “esta dominación utiliza una herramienta que es crear falsos paradigmas o dicotomías que generan la división entre los argentinos… barbarie y civilización fue una política racista de apertura para la mayor matanza de hermanos paraguayos a través de la guerra de la Triple Alianza... la conquista del desierto, el paradigma utilizado para la eliminación de los pueblos originarios…  yrigoyenismo o anti yrigoyenismo fue la dicotomía que generó la cultura neoliberal para recuperar el poder a manos de la oligarquía… Luego fue peronismo y antiperonismo, dicotomía que instala la cultura dominante para recuperar privilegios que Perón había transferido al conjunto de los trabajadores…”.

“En tiempos modernos la dicotomía fue kirchnerismo o antikirchnerismo pero aquí ya no necesitaron de las armas. Los fierros, como dijo Cristina, eran los fierros mediáticos, eran los fierros de los micrófonos y fue el poder financiero que buscó por medio de la comunicación y por medio de las finanzas la destrucción de 12 años de crecimiento de derechos en la Argentina y de inclusión... volvimos a ser gobierno los espacios populares en el 2019 con las mismas banderas que durante 12 años se gestó la recuperación de la democracia luego del que se vayan todos…”.

Palazzo afirmó que “fomentan la cultura del individualismo para que nosotros perdamos de vista lo colectivo, fomentan la cultura de la meritocracia en función de un proyecto individual y no colectivo y por último también lo que hacen, y tiene mucho que ver la comunicación de los medios hegemónicos, es la destrucción de la autoestima del pueblo argentino…. Del otro lado estamos nosotros, aquellos que tenemos el pensamiento de la cultura popular. Nuestros valores son precisamente todo lo contrario. Tienen que ver con la solidaridad entre hermanos, sin fronteras, porque hablamos de nuestros hermanos latinoamericanos, la hermandad sufrida históricamente de esta parte del continente… Tenemos el valor de la justicia social, de la justa distribución del ingreso, de la generación de derechos y de una democracia participativa. Estamos en las antípodas del pensamiento neoliberal. A esa cultura de dominación nosotros le devolvemos una cultura de participación, de apertura y de inclusión de todos los sectores de la sociedad...”.

Señaló que en Argentina tuvimos dos puntos de inflexión, “primero Raúl Alfonsín que tuvo que transformar un estado terrorista en un estado democrático…logró que la sociedad entendiera que la salida no eran los golpes de estados... El segundo punto de inflexión… Néstor y Cristina Kirchner que les tocó transformar una sociedad del escepticismo político a congregar a dos generaciones de jóvenes a participar de la vida política activa de la Argentina… hacerles entender la importancia de un estado que regula y que esté presente en las relaciones de la sociedad y no en un estado ausente”.

Fue enfático al afirmar que “tenemos una tarea militante enorme de aquí al 14 de noviembre y de ahí a los 2 años, que es revalidar los títulos del campo nacional y popular para que la Argentina siga creciendo en el marco de un país democrático con inclusión y con derechos para todos… La derecha significa hambre, pobreza, desigualdad, dominación”.

Para finalizar Palazzo expresó la necesidad de hablar desde lo electoral, ya que “de nada serviría que vengamos a caretearla desde lo cultural si no hablamos de lo que nos pasa y nos puede pasar… No dejemos que 4 años más de macrismo, disfrazado de larretismo, de santillismo, vengan a robarse el futuro de todos los argentinos. Depende de todos nosotros… y aquí es un pacto de fe, de sangre, de mujeres y hombres del campo popular, decirle no a la derecha y nunca más gobiernen en la Argentina”.